sábado, 7 de febrero de 2015

El Visitante. Para Lalú.

 El Padre Marcelino está sentado en su silla de ruedas en una residencia para mayores. Tiene noventa y siete años. Está allí desde hace muucho tiempo. A los sesenta y cuatro le diagnosticaron Mal de Alzheimer. La enfermedad avanzó de a poco pero no se detuvo nunca.
Un día, el dejó de hablar.
Más información »